El Emprendedor de Responsabilidad Limitada (en adelante, ERL) es una persona física que ejerce una actividad económica o profesional por cuenta propia, personal y directa y cuya responsabilidad patrimonial es limitada frente a terceros (lo que se conoce popularmente como empresario individual o autónomo). 
 
Esta figura ya venía regulada en la Ley 14/2013, de 27 de septiembre, de apoyo a los emprendedores y su internacionalización, si bien ahora con la aprobación de la ley Crea y Crece (que entra en vigor el 19 de octubre) se ha hecho un paso adelante para mejorar la protección del patrimonio de los empresarios individuales por las deudas derivadas de su negocio. Así pues, mediante una sencilla inscripción del emprendedor en el Registro Mercantil, se puede conseguir proteger de los acreedores la vivienda familiar y los bienes muebles afectos a la actividad del empresario individual. 
 
Los requisitos fundamentales:

  • Respecto de la vivienda a estos efectos son: no tener un valor superior a 300.000€ (450.000€ en poblaciones de más de un millón de habitantes), que no esté relacionada con la actividad empresarial y que el emprendedor la identifique expresamente para quedar excluida de responsabilidad.
  • Respecto a los bienes muebles: dos años de facturación agregada.
  • Se excluye de esta exoneración la deuda pública.
  • Respecto de su patrimonio empresarial, entendiendo como tal los bienes muebles que el empresario posee y que están afectos a su actividad y los que los reemplacen, debiendo éste identificarlos expresamente para que queden protegidos.

 
¿Qué beneficios tiene ser Emprendedor de Responsabilidad Limitada?
Las personas físicas que adopten la figura de ERL en el Registro Mercantil, tendrán las siguientes ventajas:

  • Las deudas derivadas de su actividad no afectarán a su vivienda ni a los bienes muebles profesionales previamente identificados.
  • Permite hacer apoderamientos electrónicos.
  • No son necesarios los trámites de adquisición de la personalidad jurídica diferenciada (constitución de sociedad).
  • Procedimiento ágil y económico. Totalmente electrónico.

 
¿Quién puede solicitar ser ERL?
Los emprendedores, persona física, cualquiera que sea su actividad.
 
¿Cómo y dónde me doy de alta en ERL?
Enviamos al Registro Mercantil competente por el domicilio del empresario, la instancia de “Solicitud de Inscripción Emprendedor de Responsabilidad Limitada”.
 
¿Qué requisitos se necesitan?
El solicitante debe disponer de internet y certificado digital válido que lo identifique (Colegio de Registradores, FNMT)
 
¿Dónde consigo la instancia del alta de ERL y cómo la tramito?
A través de la web del Colegio de Registradores, es decir: https://www.registradores.org/ Accedemos a la opción “Registro Online” y seleccionamos dentro de la pestaña “Registro Mercantil” la opción “Ver todos los trámites”. Dentro de ella elegiremos “Presentación Telemática” y rellenamos y enviamos la instancia denominada “Solicitud Inscripción Emprendedor de Responsabilidad Limitada”.
 
¿Qué obligaciones conlleva?
La presentación de las cuentas del emprendedor (pendiente de que se publique el formulario) una vez al año.
 
¿Qué garantiza este sistema?
Este sistema proporciona agilidad y eficacia en las operaciones emprendedor-registro. Por otro lado, limita el riesgo que el emprendedor por cuenta propia haya contraído por sus deudas, protegiendo su vivienda.
 
¿Cuándo entra en vigor?
El 19 de octubre de 2022. 
 
¿Cuál es la principal ventaja?
Que los autónomos que se inscriban en el Registro Mercantil pueden conseguir que, como consecuencia de su actividad profesional, no se pueda embargar su domicilio familiar ni los bienes muebles afectos a actividades profesionales, como puede ser el vehículo. 
 

© Tax 2022 - Todos los derechos reservados

{-- !! FnxSocial::whatsappchat('608 741 883') !! --}